jueves, 22 de septiembre de 2011

NO ME ACOSTUMBRO


He recorrido tu cuerpo mil veces
y he subido después a respirar.

He sentido como míos tus suspiros
sin dejar de parpadear.

He reído con tus pensamientos
hasta que no podía más.
Y todavía no me acostumbro,
a tanta felicidad.








 Autora: Nuria L. Yágüez



8 comentarios:

Luna dijo...

Cortito e intenso. Respira, inhala hasta lo más profundo. Es cierto, nos cuesta acostumbrarnos a ser felices todos los días, pero... ¡¡qué maravilla!!.
Un beso grande.

Nougat dijo...

Muy tierno! me gusta, que bonito debe ser poder compartir eso a diario.

Denise dijo...

Es muy hermoso y a la vez tan real!!

Alberto López Yepes dijo...

No es cierto que nos cueste acostumbrarnos a tanta felicidad. La verdad es, que a la felicidad y al amor nos acostumbramos enseguida,pero siempre estamos temerosos de poder perderlo.
Por ello hay que cuidarlo y mimarlo a diario, para que no se pierda con el tiempo.
Un beso grandote con un abrazo de oso.

María del Mar Hermoso dijo...

Hola, Nuria. Gracias por el cariño que siempre me dedicas al visitar mi blog. Como dice tu poema, la felicidad imprevista siempre sorprende y asusta, tal vez porque el ser humano tiene miedo de buscarla de frente. A veces, es más fácil adoptar la identidad de víctima: para alcanzar la felicidad se precisa de una valentía que no siempre tenemos, ni para tomar decisiones emprendedoras, ni para asumir sus consecuencias.
Besos y hasta pronto.

Natalia Fisac dijo...

¡Me encanta el proyecto!Ánimo, y en breve participo.
Un saludo.

TORO SALVAJE dijo...

:)

Este poema es delicioso.
Felicidades.

Besos.

Ana dijo...

Yo no me acostumbro a tu distancia. Por eso de vez en cuando tengo que volver a leerte.